lunes, 20 de noviembre de 2017

INDICADORES DE MANTENIMIENTO I

Hola de nuevo a todos, en el post anterior comenté que trataría de hablar sobre los indicadores de mantenimiento, y las promesas deben cumplirse.

Voy en primer lugar a comentar lo que yo considero que son condiciones previas para utilizar indicadores de mantenimiento.

CONDICIONES PREVIAS PARA INSTAURAR INDICADORES DE MANTENIMIENTO

Intentar utilizar indicadores de mantenimiento requiere plantearse primero si estamos preparados para ello.

Varios son los aspectos que a mi entender deben de considerarse antes de hacerlo:
  • La adecuación y formación de la plantilla de mantenimiento.
  • La realización de un estudio previo sobre los beneficios que reportaría.
  • La formación de toda la cadena de mando sobre el proyecto, sus beneficios, las fases y sus aportaciones.
  • El compromiso de la Dirección para llevarlo a cabo.

Si no damos todos los pasos previos, difícilmente tendrá éxito la iniciativa de instaurar indicadores de mantenimiento.

Sí que es cierto que a nivel personal, los responsables de mantenimiento sí que pueden hacer algo para disponer de datos que puedan ayudarle un la gestión de cada día y puedan indicar el camino más adecuado para el futuro (aunque la dirección no lo considere necesario) pensando en la eficiencia.

Como cultura de gestión personal, la búsqueda de la excelencia debe de ser el camino, y si no hay convencimiento por parte de la dirección de que instaurar indicadores puede aportar beneficios puede ser porque no hemos sabido explicarlo y documentarlo lo suficientemente bien, o porque hay otros aspectos que se consideran más importantes.

Activar y hacer seguimiento de alguno de los indicadores puede ser fácil de manejar, incluso lo podemos hacer con una hoja Excel. La decisión de cada uno será decidir cuáles de los indicadores quiere utilizar



¿QUÉ ES UN INDICADOR?

El indicador pretende ser un valor que nos indica la situación de algo sin la necesidad de tener que comprobar "el todo".

Se utilizan indicadores para multitud de situaciones, pero cuando algunas personas y entidades se dieron cuenta que podían vivir de ellos se dedicaron a buscar aquellos que podrían servirles como medio de vida.

Una de las especialidades más utilizadas en las grandes multinacionales han sido los indicadores de mantenimiento. Los indicadores de mantenimiento se desarrollaron con la idea de poder tener unos índices que sirvieran de comparación entre los distintos centros de trabajo y que ofrecieren, a la vez, una visión de la eficiencia que reportara beneficios. No han funcionado todo lo bien que se esperaba, y parte del problema ha sido que no se tuvo en cuenta la diferencia de gestión entre los centros, una cosa es la política de la empresa y otra muy distinta lo que se hace en cada centro para que no se note que se deja de cumplir (ja, ja, ja).

Yo hablaré de aquellos indicadores sencillos, que son fáciles de explicar y entender para cualquiera que tenga relación con el mantenimiento. Vamos con el primero.



INDICADOR DE TIEMPO MEDIO ENTRE FALLOS (MTBF)

Es un indicador que nos dará información sobre cuánto tiempo tarda en producirse un fallo en un elemento, equipo, máquina o sección.

Uso por comparación.- Para valorar el índice debemos compararlo con algo. Si hay varios equipos iguales podremos comparar unos con otros, de manera que se evidenciaría algún problema crítico en uno de los elementos que no tendríamos en otros, también puede comparase entre los mismos equipos de diferentes centros, pero como comentaba antes, con mucha precaución y poca fiabilidad.

Uso por combinación.- Podríamos disponer del índice en combinación con otros índices (que veremos también) para conocer el potencial de utilización de podríamos tener en el caso de tener la necesidad de disponer del equipo más tiempo funcionando.

Uso por eficiencia.- También lo podríamos utilizar para la mejora continua de las labores de mantenimiento, partiendo de una evaluación inicial del índice y realizando un plan de mejora con los objetivos a lograr en un plazo dado.

Éste es un índice que aconsejo utilizar, y que puede hacerse en empresas de cualquier tamaño, vamos a ver cómo lo calculamos,

Debemos registrar cada vez que el equipo tiene un fallo, y contar las horas transcurridas en funcionamiento desde el último fallo, generando un continuo de anotaciones que nos irán ofreciendo el dato, si lo controláramos en una hoja de cálculo haríamos lo siguiente.
Como vemos el MTBF es la media de las horas transcurridas entre fallos, y lo beneficios que nos podría aportar estaría en efectuar las evaluaciones oportunas de los motivos de los fallos y la creación de un plan de mejora para minimizar la ineficiencia.

El MTBF actuaría en éste caso como una medida de la mejora de la eficiencia en el mantenimiento, bien por formación de las personas, por nuevas herramientas o métodos o por cambios en la plantilla.

Con el paso del tiempo podemos llegar a una situación en la que en el mercado aparezca un equipo que pueda realizar el mismo cometido, pero que;
  • Tiene un MTBF mayor generando el mismo beneficio.
  • Tiene el mismo MTBF pero genera más beneficio por velocidad o calidad.
  • Tiene un MTBF menor pero genera más beneficio por velocidad o calidad.

Por ésta vez ya es suficiente, tenéis un mes para practicarlo y ponerlo en marcha, en el siguiente post os hablaré del MTTR, que es el tiempo medio de reparación, y  que combinaremos con el índice visto hoy, y ya sabéis, si queréis consultarme algo hacedlo. Hasta el próximo.




No hay comentarios:

Publicar un comentario